Follow by Email

jueves, 10 de noviembre de 2016

REGÁLAME UN MINUTO DE TU TIEMPO, REGÁLAME UNA IDEA

Hace un par de días, mis niñas me comentaron que en el grupo de Anamo del colegio tenían que hacer un trabajo sobre lo que significa "ayudar".
Esto me ha llevado, como siempre, a hacer mis propias reflexiones y lo que os vengo a decir, aunque corro el riesgo de ser demasiado pesada, es que ayudar es sinónimo de felicidad.
No os podéis imaginar lo que uno siente cuando recibe la sonrisa de aquel que recibe gracias al calor y al apoyo humano. Es como una caricia al corazón con una carga emocional tan intensa, que ni la olvidas ni la puedes dejar escapar porque, de repente, descubres que eres tú el que necesita algo, en concreto, poder experimentarla de nuevo.
Para ayudar no se necesita gran cosa, solo tener la mirada puesta en los demás y percibir sus necesidades como si fuese nuestro hermano. Eso sí, para ello tendrás que transformarte y estar dispuesto a convertirte en alguien pobre, en alguien enfermo, en alguien solitario. en alguien abandonado, en alguien incomprendido.
Esto es AYUDAR. Es un ejercicio de simbiosis, aunque algo profundo.
Necesito gente que quiera hacer esto mismo. Necesito personas emprendedoras, creativas, con ideas para mejorar, para hacer efectivas las campañas y, en definitiva, para ayudar.
Por ello os ruego que os leáis este mensaje con atención, porque es un llamamiento sincero.

POR FAVOR, REGÁLAME UN MINUTO DE TU TIEMPO, REGÁLAME UNA IDEA



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.